lunes, 2 de septiembre de 2013

CIRUELAS E HIGOS ASADOS CON LIMA Y CARDAMOMO



Después de la desconexión total del mes de agosto, volvemos a ponernos el delantal y a encender los fogones para cocinar. No es que no hayamos comido, no, pero han sido otros los que han cocinado para nosotros en Italia porque hemos aprovechado unos días para visitar la maravillosas ciudades de Florencia y Milán. Muy distintas entre ellas pero preciosas las dos, aunque mi preferida seguirá siendo Florencia de donde me vine con ampollas en los pies de tanto caminar porque no quería perderme todas aquellas maravillas que hay en cada calle, en cada rincón y plaza. Y también probar la cocina de la zona: pasta cocinada de una manera sencilla y que no necesitaba ir ahogada en litros de salsa, o pizza que tampoco necesitaba dos tomos de queso grasiento encima para estar buenísima, unos risottos sensacionales y, claro, el ratón que llevo dentro disfrutó mucho con el queso. Si vais os recomiendo Obikà, un mozzarella bar en la Via de Tornabuoni, en el que comprendí que la mozzarella que había probado aquí no era mozzarella de verdad. ¿Y ese queso ricotta fresco? Vienen a mi mente esas barras de desayuno con estas dos variedades de queso y se me caen lagrimones.  Y como iba diciendo al principio de esta oda al queso hay que ponerse el delantal, cocinar de nuevo y vamos a empezar aprovechando la fruta que tenemos de temporada para preparar un postre sensacional y original, receta de Diana Henry.

Ingredientes para 4 personas:

8 higos
4 ciruelas
ralladura de 1 lima
zumo de 2 limas
4 cápsulas de cardamomo
125 ml de zumo de naranja
75 gr de azúcar moreno
Para servir:
yogur
pistacho


El cardamomo, esa especia tan desconocida para mí hasta ahora y de la que me declaro su más ferviente fan. En realidad no queremos las cápsulas sino las semillas que contiene en su interior y que vamos a machacar para espolvorearlas sobre la fruta una vez que hayamos pasado por el paso 1 de la preparación.

1. Lavamos las ciruelas, deshuesamos y cortamos por la mitad si no son muy grandes. Si no tendremos que cortar en trozos más pequeños. También lavaremos los higos y los cortaremos longitudinalmente.
2. Ponemos la fruta en una fuente apta para el horno a la que añadiremos todos los demás ingredientes asegurándonos de que el azúcar se incorpore al final para que caramelice la fruta.
 Dejaremos en el horno a 180º durante 20-25 minutos o veamos que la fruta ya está hecha.
3. Finalmente serviremos acompañada de un poco de yogur y unos pistachos. Si puedes prepararla con un día de antelación, verá que toma más sabor y en mi opinión está mejor fría.



17 comentarios:

  1. Mi querida amiga, bienvenida de nuevo, que cierto es lo que dices de florencia, hace unos años estuve y nunca la olvidare, es grandiosa y bella cien por cien, bueno has venido con este regalo de receta, que para mi es perfecta, los higos me vuelven loca, y a ti este plato te ha quedado perfecto. Mil besicos preciosa

    ResponderEliminar
  2. Pero qué delicia!!!!! La combinación suena fenomenal! Nunca la he probado, pero las pintas no pueden ser mejores!!!!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. vaya maravilla!!!! me lo apunto!!!

    ResponderEliminar
  4. Esta fruta se ve deliciosa, tan dulce y caramelizada al calor del horno. Debe estar riquísima, apetece solo con verla. Me quedo con ella.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. Hola guapa, te he descubierto por casualidad y me encanta el blog y el trabajo que haces! Realmente está muy trabajado y me gusta mucho :) Ais, tengo muy bueno recuerdos de cuando fui a Florencia, sobretodo eso, la pasta, no sé cual será su secreto.. pero que delicia!! Me encanta el postre que has preparado, me parece super curiosos nunca habia visto la combinacion de cardamomo y lima, pero me animaré a ello, porque se ve delicioso! Un besito guapa

    ResponderEliminar
  6. Mira que buena idea para usar cadamomo, tengo un montón y nunca sé en que usarlo¡ besiños

    ResponderEliminar
  7. Como siempre impecabes las fotos, deliciosa receta, con una mezcla de sabores de dioses....Besss

    ResponderEliminar
  8. Ficou com excelente aspecto e tem tudo para me agradar.
    bjs

    ResponderEliminar
  9. Ummm que pinta. tienen que estar diliciosos!
    Bsss

    ResponderEliminar
  10. qué maravilla de plñato!
    deben quedar deliciosas las frutas asadas y asi de bien condimentadas...quien pudiera probar un poquito, mmm
    un beso

    ResponderEliminar
  11. Milán no la conozco, Florencia si y también me pareció preciosa.
    Un postre muy original que tiene una mezcla de sabores maravillosos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. My mouth is watering!Welcome back,guapa!

    ResponderEliminar
  13. Estupenda la receta, como tú, me declaro fan del cardamomo, y la combinación de sabores, me parece deliciosa.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Hola!!
    uuummm Pilar, este es un postre de pecado...se ve tan delicioso que invita a meter el tenedor por la pantalla, jejeje.
    Me encanta, me lo anoto.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Me alegra tenerte de vuelta, poco a poco todos vemos apareciendo.
    Te ha quedado un plato de lujo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  16. HOla Pilar,
    nunca he comido las ciruelas o los higos asados y viendo tu receta deben ser una delicia, que rico.
    Yo estuve en Florencia hace años y me gustó mucho, es uno de los sitios a los que quiero volver por que con un día no hice mucho la verdad.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Nosotros también somos fans del cardamomo, lo usamos casi a diario y últimamente lo vendemos muchísimo porque están de moda por su uso en los gin tonics.
    Me encanta esta receta, la tenemos que probar. Saludos!

    ResponderEliminar